¿No sabes cómo has llegado a esta situación?


Muchas veces no nos damos cuenta de cómo nos han llegado a suceder ciertas cosas en nuestra vida. Seguimos hacia adelante y en algún momento nos percatamos de que algo falla. Nos sentimos perdidos y no sabemos cómo afrontar esos obstáculos. Es precisamente en esos momentos en los que la ayuda profesional puede ser muy beneficiosa.

Los psicólogos somos profesionales preparados para tratar diversas situaciones que se dan en la vida de una persona. No nos basamos en opiniones personales sino en pautas basadas en la evidencia científica.

Si piensas que hay cosas en tu vida que pueden mejorar, llámame. Estaré encantada de ayudarte.


¿Qué se trata en la terapia online?


Problemas emocionales

En ocasiones nos inundan nuestras emociones y se nos hace difícil gestionarlas para llegar a un equilibrio. Esto nos repercute tanto a nosotros mismos como a la gente que nos rodea. Para que esto no suceda, es importante trabajarlas para que podamos utilizarlas de forma constructiva enriqueciendo nuestra vida.

Autoestima

La autoestima es la valoración que hacemos de nosotros mismos sobre la base de nuestra historia personal. Las personas que poseen una buena autoestima son más felices, más adaptadas y con menos riesgo de padecer problemas psicológicos. Está muchas veces vinculada a la falta de asertividad y fallos en las relaciones interpersonales, así como problemas emocionales, inseguridad, etc.

Ansiedad

Como un malestar emocional orientado hacia el futuro, difuso y sin una fuente de amenaza en el momento presente. Suele acompañarse de la sensación de no tener los suficientes recursos para hacer frente al futuro y acompañarse de malestar emocional. Cuando la ansiedad es demasiado intensa y duradera nos repercute de forma negativa en diversos aspectos de nuestra vida.

Estado de ánimo

Manifestándose por una sensación de tristeza, abatimiento, irritabilidad, vacío, disminución del intereés y disfrute por las cosas que antes agradaban, etc. Suele haber una valoración negativa del entorno, del pasado, el futuro y la propia persona, por lo que frecuentemente aparecen sentimientos de culpa, baja autoestima y ansiedad.

Fobias

Como miedo desproporcionado e irracional que lleva a la persona a evitar ciertas situaciones que producen malestar o sufrimiento y que limitan la vida. Las fobias no suelen desaparecer de forma espontánea, sino que con el paso del tiempo suelen empeorar. La terapia en estos casos es altamente eficaz.

Trauma

Como consecuencia de un acontecimiento importante que repercute posteriormente en la vida de la persona, desarrollando ésta muchas veces culpa, baja autoesitma y expectativas de no controlar lal situacción, que le generan ansiedad.

Duelo

El duelo es un proceso natural ante una pérdida (muerte de alguien, ruptura sentimiental, etc). Sin embargo, una inadecuada elaboración del duelo que puede hacer que éste se postergue demasiado en el tiempo y en intensidad, interfiriendo en otras áreas de la vida. La terapia puede ayudar a afrontar la pérdida de una forma más adaptativa.

Toma de decisiones

La vida está llena de decisiones que tomar, sin embargo, cuando se trata de nosotros mismos no vemos con tanta claridad qué camino tomar. Para estos casos, la terapia puede ayudar a tomar distancia y escoger cuál es la mejor opción de una forma objetiva.

Irritabilidad

La irritabilidad puede ser conceptualizada como un síntoma de malestar e inestabilidad emocional y falta de autocontrol. Cuando nos alteramos ante cualquier nimiedad, podemos empezar a pensar que el problema (y la solución) está dentro de nosotros y no en el mundo exterior. En estos casos, se deben tomar tanto medidas conductuales como buscar las causas y, es to es algo que requiere del trabajo de un profesional.

Timidez y Fobia social

Entendido como la ansiedad que se siente en situaciones sociales donde la persona se siente evaluada por el entorno. En muchos casos, estas personas manifestan otros problemas como ansiedad de ejecución. Puede derivar en otros problemas como malas relaciones interpersonales, baja autoestima, problemas del estado de ánimo, etc.

Solución de problemas

Analizando las cadenas de situaciones, se trabajan estrategias de afrontamiento, ya sean problemas interpersonales, de comunicación, ansiedad de ejecución, toma de decisiones o salir de la zona de confort.

Preocupación crónica

¿Se preocupa de forma constante por su familia? ¿Por su carrera? ¿Por su economía? Hay personas con una preocupación constante. Esto es una continua fuente de estrés. En muchos casos aparecen enfermedades psicosomáticas como cefaleas tensionales, colon irritable, úlceras, insomnio, etc.

Ansiedad de ejecución

Se da cuando una persona se queda paralizada en una situación en la que se tiene que realizar una actividad y ésta puede ser evaluada por otras personas, por ejemplo, hablar en público, mantener relaciones sexuales, hacer un examen, etc.


El camino para conseguir algo siempre empieza por un primer paso.

¿EN QUÉ PUEDO AYUDARTE?

Llámame al 633 145 415